24 may. 2011

Rutina

Suena el despertador, perezosamente te levantas de la cama y empiezas tu rutina de todos los días: ducharte, desayunar, autobús, clase, autobús, comer, ordenador y... ¿estudiar?
Ahí es cuando llegamos a la parte más difícil del día pues ya estás cansado/a, deseas echarte una siesta, relajarte viendo cosas en internet, chateando o jugando, pero ¿estudiar? No gracias.

Así llevo varios días y mañana tengo un examen que aparentemente no es muy difícil, pero el anterior tampoco lo era y suspendí, resultado de la confianza supongo.

Y sí, ahora mismo debería estar estudiando pero estoy escribiendo estas líneas. Aunque supongo que esta vez, tras publicar esto, me iré a estudiar e intentaré aguantar aunque sea una hora.


Para todos aquellos que están de exámenes, ánimo y mucha suerte!

Saludos! =)

2 comentarios:

Ale dijo...

Buas, coincido plenamente contigo.. No apetece nada estudiar después de llegar de clases.. pff Que tal ese examen?
Gracias por haber seguido mi blog :)

TakeYourTime dijo...

Da muucha pereza xD
El examen al final bien =) y eso que no estudié mucho jaja
De nada =) Saludos!